Saltar al contenido
Mitologia Griega
cronos titan

Si queremos entender a los titánes de la mitología griega, debemos comenzar por hablar de Cronos, en la mitología griega, Crono​ o Cronos (en griego antiguo Κρόνος Krónos, en latín Cronus) ya que fue uno de los dioses más poderoso de la mitología griega, porque él fue el rey de los titánes y el padre de la primera generación de los dioses del Olimpo.

Cronos, fue el titán más joven entre todos los titánes, y se le consideraba como el Dios del tiempo, el símbolo de la cosecha, la abundancia, el destino, la justicia y el mal. A su vez, su reinado fue distinguido como la Edad de Oro en la mitología.

Características de Cronos

Cronos personifica al tiempo en la mitología griega. Se pensaba que tenía la forma de una serpiente de tres cabezas, las cuales eran las de un hombre, un toro y un león. Otras veces se lo representaba como:

  • Un hombre alto y poderoso, con increíble fuerza.
  • Con cabello de color negro y con barba.
  • Agraciado con rasgos bien proporcionados.
  • Sus vestiduras eran túnicas simples.

Estas características pueden ser cuando era el gobernante de la edad de oro. Pero alternativamente, lo representan como un anciano flaco, con cabello y barba canosa y una expresión exageradamente malvada, que puede representar el período de decadencia cuando es derrotado por Zeus.

cronos mitologia griega

El origen de Cronos

Empecemos examinando el árbol genealógico de Cronos. Los padres de Cronos fueron dos de las figuras más antiguas de toda la mitología griega. Su padre fue Urano (dios del cielo) y su madre fue Gea (la diosa Tierra).

Por lo tanto, sus padres eran muy importantes, porque eran el rey y la reina del universo. Los hijos de Urano y Gea fueron llamados los 12 titanes y Cronos era el más joven. Este más tarde se casaría con su hermana Rea, también considerada como una diosa de la Tierra.

La Familia de Cronos

De la unión de Urano y Gea nacieron 6 pares de gemelos, entre los cuales podemos nombrar:

  • Japeto y Temis
  • Cronos y Rea
  • Hiperion y Theia
  • Ceo y Febe
  • Crioy Mnemósine
  • Océano y Tetis

Al principio Urano estaba orgulloso de sus hijos, ya que eran extraordinariamente hermosos y cada uno de ellos personificaba una fuerza única de la naturaleza. A ellos se les dio el nombre de Titánes, debido a su increíble fuerza y a la majestuosidad con que contaban como seres divinos.

Pero los titánes no eran los únicos hermanos de Cronos, ya que después de su nacimiento, Urano y Gea tuvieron a los Cíclopes, que eran seres horribles que contaban con un solo ojo redondo y eran de naturaleza obstinada, violenta, sin emociones y destructiva. Todo lo contrario a sus hermanos los titánes.

También los Hecatonquiros eran hermanos de Cronos, pero ellos eran peores que los Cíclopes. Estos monstruos que contaban con 50 cabezas y 100 brazos fueron repudiados por Urano y los encarceló en inframundo en la región del Tártaro.

cronos titan de la mitologia

La Castración de Urano

Urano llego a odiar a sus hijos y los escondió en el inframundo. Gea enojada con Urano, ya no podía soportar esto y les pidió a sus hijos restantes a conspirar contra el rey del cosmos en venganza por sus acciones.

Todos los titánes le tenían demasiado miedo como para pelear con él y se negaron, excepto Cronos, que accedió a ayudar a su madre para poder liberar a sus hermanos. Entonces Gea creó una hoz de hierro (una cimitarra) de metal muy fuerte, y se la dio a Cronos.

Él tomó la hoz y convenció a sus hermanos mayores Hiperion, Ceo, Japeto y Crio para ayudarlo a emboscar a su padre. Cuando Urano bajo a la tierra a seducir a Gea, los cuatro hermanos agarraron al padre de los brazos y piernas, y fue en ese momento cuando Cronos castro a Urano, extrayéndole sus testículos. Esta acción fue suficiente para derrocar a Urano.

De la sangre que derramó Urano sobre la tierra nacieron las Furias, los Gigantes y las Ninfas de Fresno. Sus genitales por el contrario frotaron sobre el mar, produciendo una espuma blanca, de la cual surgió la diosa Afrodita. Se dice que con esta acción, Cronos separó al cielo de la tierra.

Después de esto, Gea tomó a Ponto como nuevo marido, y más tarde a Tártaro. Mientras que Cronos se convirtió en el nuevo rey y gobernante del universo.

La era Dorada: Cronos asciende al poder

La historia del inicio del reinado de Cronos comienza cuando él decide ayudar a su madre a liberar a sus hermanos del odio de su padre Urano. Una vez que derrotó a su padre, Cronos tomó como esposa a su hermana Rea y ambos tomaron el trono como el nuevo rey y reina del universo.

De esta unión nacieron 6 hijos, que fueron:

  1. Hestia
  2. Deméter
  3. Hera
  4. Hades
  5. Poseidón
  6. Zeus

Sin embargo, la historia de Urano se repetiría con Cronos, ya que éste se tragó a sus hijos después que nacieron, por temor a las palabras que su padre le dijera antes de ser derrotado por él, donde le indicaba que uno de sus propios hijos lo derrocaría.

Fue así, que cuando Rea estaba embarazada de su sexto hijo (Zeus), ella se fue a esconder a una cueva ubicada en el Monte Ida en Creta donde dio a luz en la clandestinidad. Para engañar a Cronos, Rea tomó una roca que le había dado la misma Gea, y la envolvió en una manta, la cual le dio a Cronos para que la tragara en lugar de Zeus, su hijo.

Mientras tanto Rea dejó a Zeus en la isla de Creta donde creció fuerte y sano con la ayuda de unas Ninfas y una cabra llamada Amaltheia; y para que Cronos no se diera cuenta de su engaño, y no pudiera escuchar el llanto del niño, Rea envió a la Ninfa a hacer un ruido tan fuerte, que Cronos no lo escucharía jamás.

La derrota de Cronos

Una vez que Zeus llegó a la adultez, estuvo casi listo para combatir a su padre Cronos. Zeus contrajo nupcias con la diosa de la prudencia, Metis, porque necesitaba de su buen consejo.

Al crecer Zeus, éste volvió para salvar a sus hermanos y hermanas devorados por su padre. Con la ayuda de su madre Rea, Zeus le dió a Cronos una mezcla de mostaza y vino para beber, y Cronos pensó que lo haría más poderoso, pero para su sorpresa, sólo hizo que vomitara a todos los hijos de Rea.

Una vez que todos los dioses fueron liberados de las entrañas de su padre, estos enfurecidos por el canibalismo del mismo, los seis dioses le declararon la guerra a Kronos. Los tres dioses más poderosos, Zeus, Poseidón y Hades, bajaron al Tártaro y liberaron a sus tíos, los Cíclopes Mayores y los Hecatonquiros, quienes con sus cien brazos comenzaron a lanzar una cantidad infinita de piedras contra la gente de Cronos y Zeus salió victorioso.

En gratitud, los seres aliados con los dioses, forjaron para los hermanos armas poderosas. A Zeus le dieron un relámpago, a Poseidón le dieron un tridente, y Hades le otorgaron un timón, lo que le otorgaba invisibilidad al quien lo usara.

Una vez que Cronos es derrotado por Zeus, éste se convirtió, en un prisionero en el Tártaro. Cronos no fue asesinado, pero fue destronado. Perdió su poder, y por lo tanto el derecho a que alguien lo adorara.

Así terminó el reino de Cronos, segundo gobernante de la familia divina y comenzó el de Zeus, tercer soberano y su hijo.